Marutadas

Tiene 4 comentarios :|: Publicado el 23 de septiembre de 2011 en Anillos, Collares, Joyas, Pendientes, Pulseras

[singlepic id=4685 w=390 h=390 float=left]

Marta S. Blanco (tienda) tiene 32 años y es de Barcelona, concretamente del Poble Sec, barrio de bodegas y teatros al pie de la montaña de Montjuïc, donde también encontraréis su estudio de joyería en la calle Blai, 28.

“Durante diez años estudié y trabajé como arquitecto, compaginando estudios y trabajo en oficinas de Barcelona, Venecia, Roma, Londres y Tokyo… Tras mi regreso de Japón, en el 2006, inicié la migración profesional hacia el territorio creativo de la joyería. Actualmente produzco mis propias colecciones y sobre todo, realizo piezas únicas y ‘dedicadas’.”

Las joyas dedicadas nacen de la conversación con el cliente. Entre los dos definen qué le gustaría conseguir, y de esas palabras clave Marta realiza esbozos hasta encontrar la idea definitiva. Después viene el proceso de creación de la joya y los ajustes necesarios para conseguir lo que realmente se busca. Así las joyas dedicadas están inspiradas en historias muy personales por y para cada cliente.

“Siempre encuentro mi inspiración en las pequeñas cosas: los infinitos detalles de color de un pétalo, los matices de las sombras de un papel doblado, los gestos de un insecto caminando, el ritmo de crecimiento de una piña o las agrupaciones espontáneas de gente en un vestíbulo… Efectivamente, soy muy observadora y adoro los momentos distraídos que revelan lo auténtico del carácter tanto en humanos, como de animales o plantas. Después en mi taller trabajo sobre estos recuerdos y surgen las colecciones.”

Respecto a mis materiales, trabaja con oro, plata y textil, en un estilo sutil y cercano al mundo de la ilustración (su segunda gran pasión). Para las piezas dedicadas combina el metal con otras técnicas más elaboradas: esmalte al fuego, resinas, porcelanas, urushi… o lo que haga falta para captar ese matiz que busca el cliente.

“Sin duda Japón ha tenido una influencia muy importante en mí y en mi trabajo. De ahí que mi nombre profesional sea maruta (marta en japonés) y mi firma una versión de los kanjis “maru” y “ta”. Es mi manera de agradecérselo y recordar cuándo conseguí articular mi vocación con mi profesión. Algo funadamental en mi vida, siendo tan trabajadora necesito poder dedicarme a algo que me entusiasme de verdad y así ha sido.”

Lo que más disfruta de su profesión es todos los aspectos de la creatividad que requiere: desde diseñar una colección entera a intuir el comportamioento de un material o conocer la técnica para mejorar un cierre… Pero no sentiría completo su trabajo si no tuviera acceso al contacto directo con las personas que las van a llevar y regalar. Por eso, las joyas dedicadas son las más especiales para ella. Las disfruta mucho personalmente y gracias a ellas exprime al máximo su creatiuvidad. ¡Es un privilegio poder hacer algo que hará sentir especial a la persona que lo lleve!

“Mis planes de futuro están a la vuelta de la esquina: seguir conectando con mi público a través de mis colecciones y poder dar un paso más con ellos entablando un diálogo de creatividad a través de las joyas dedicadas. ¡Así es como maruteo y os invito a marutear!”

[nggallery id=415]

Share

4 Comentarios en “Marutadas”

  • Mun

    Me encantan!!!!

    comentario escrito el 23 septiembre 2011
  • Raquel y Maruxa

    Son preciosas! La mariposa me ha encantado!

    comentario escrito el 23 septiembre 2011
  • maruta

    hola! muchas gracias por este recibimiento!!!
    un saludo y nos vemos por el Poble Sec!!

    comentario escrito el 23 septiembre 2011
  • Marta

    Un trabajo fantástico!! 🙂

    comentario escrito el 25 septiembre 2011

Deja un comentario

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.